Estupidiario de campaña, o como los partidos se han saboteado a ellos mismos

Una vez pasadas las elecciones europeas me atrevo a hacer este análisis de la campaña electoral. Francamente, no me extraña que vaya a votar tan poca gente. Primero de todo, porqué el personal no anda motivado, los temas europeos en el fondo interesan poco. Segundo porqué la campaña en general ha sido una castaña pilonga y se ha competido más bien a quien metía menos la pata o quien hacía la campaña más aséptica posible. En todas ellas Europa era algo más que una anécdota.

La campaña ha recogido bastantes anécdotas para el estupidiario, suficientes para repartir a todos. Comenzando con los míos.

PSC: Cuidado que vienen Darth Vader, Angela Cháning  y Gargamel

El voto del miedo es una estrategia útil. Sobretodo si se mueve de forma sutil. Creo que el relativo buen resultado del PSOE (que en plena crisis  y debacle de la izquierda europea no ha salido tan mal parado) se debe a la que para mí han sido unos excelentes vídeos de campaña que han indicado que los que han creado la crisis no se responsabilizan y buscan hacerla pagar a la gente normal, de a pié, a los trabajadores.

El mismo mensaje, pero de otra manera menos sutil es el que ha impulsado el PSC con sus carteles de campaña. Donde aparecían las caras de unos tipus muy malos: Aznar, Bush, Chirac (todos ya en sus retiros espirituales), Berlusconi y el gemelo chungo de Polonia (que nadie sabía quien era). El mensaje era simple: vótanos que ellos vienen son muy malos. En comparación el mensaje del PSOE era mejor: vótanos porqué la derecha económica e ideológica no está afrontando los errores que han llevado a la crisis y pretenden recortar derechos laborales y sociales.  De “estos son muy malos y culpables de la crisis” a “estos son los causantes de la crisis y la quieren resolver cortando derechos” hay una sutil pero importante diferencia. En comparación la cibercampaña ha sido un dechado de virtudes.

Temo que si no aprendemos del error de atizar el miedo sin dotarle de cierta sutileza el próximo cartel de campaña será este:

gatet-psc

CiU: Ara.. ara qué? y los zombiectivistas

La campaña de CiU es la más no-campaña, pero también una que le ha resultado buena. En este concurso de “no la cagues”, una campaña donde no diga nada de las elecciones europeas era la mejor opción.  Pero si antes hablábamos que la campaña del PSC era de un contenido bajo, la de CiU es de un contenido nulo. Su lema “Ara” acompañado de “Ara … Catalunya” en el vídeo de campaña, no dice literalmente nada. A parte de que CiU copia el lema, a diferencia del “Ara” que utilizó la UGT de Catalunya en su congreso (que hablaba que no podemos sacrificar el presente) ese Ara no tiene mucho sentido. Ahora Catalunya, ¿y que más? ¿y eso que significa? ¿que votarás en Europa? sabemos que el PSOE como mínimo no irá en contra de los derechos sociales en Europa, es lo que nos dice en su campaña, ¿y CiU? ¿que es lo que hará ahora? Ahora puede significar ahora más catalán en Europa o ahora te quedas sin derechos sociales, o todo lo contrario. Pero le ha ido bien.

Sobre el zombiectivismo ya hablé en su momento, no ahondaré más.

PP: Freak power

Mientras el problema de CiU era que su campaña era aséptica y su cibercampaña un timo, el del PP era un buen lema. “Ahora soluciones”. Un lema bueno, aunque utiliza el “Ahora” como CiU, este está acompañado de “soluciones”. El mensaje es claro: estamos en una crisis y los poderes públicos han de hacer algo para solucionarlo, no como Zapatero. Potente, demoledor y bien escogido. Y creo que parte del éxito del PP nace de apuntar a lo que preocupa a la gente. Ahora bien, su problema no es el lema de campaña, sinó su propia estrategia freak. Desde el meterse en el bosque de decir que la pederastia es menos mala que los abortos pasando porqué su ciberestrategia en twitter es de lo más descabellada, llegando a la defensa a ultranza del xiquet de los trajes valenciano.

4

ERC: Ese gran muchacho que es Oriol Junqueras

ERC estaba haciendo una de esas campañas invisibles y casi sin contenido (que a CiU tanto éxito le había dado) centrándose en temas muy concretos como el déficit fiscal, que poco tiene que decir el Parlamento Europeo por mucho que Oriol prometiera una propuesta para limitar la solidaridad interterritorial dentro de los propios estados. Pero dentro de lo que había bastante cabal. El último día de campaña se descuelgan con un vídeo que les hace aparecer en el estupidiario de campaña:

El vídeo nos explica lo majete que es Oriol Junqueras. Al estilo Obama, un hombre sabio, un gran profesor, un gran amigo, un gran hijo y hermano, un gran patriota, una gran tipo, el señor al que le dejarías tu bebé recien nacido para que lo cuidara, que desprende miles de virtudes. Sólo faltaba que salieran sus amantes a explicarnos lo bueno que es en la cama o los amigotes de bar para decirnos que era el que ganaba siempre al “duro”.

Más poco creible y además, en lugar de sumar, resta porqué nadie es capaz de creer y amar a un dechado de virtudes sin ningún defecto real remarcable.

ICV-EUiA: Crisis de derechas y soluciones ¿capitalistas?

Iniciativa se lanza con el lema “Crisis de derechas, soluciones de izquierdas”, al estilo de “Esquerres de debó” y demas utilizaciones de autenticidad de izquierdas. Ellos son de izquierdas y molan, tú no. Hasta aquí bien.. además indican que las políticas europeas que ellos buscan impulsar son para combatir la crisis y que estas políticas son molonas de izquierdas.

communism_monopoly

Ahora bien, aquí hay un problema esencial aunque sutil. ¿Qué políticas económicas se pueden impulsar para combatir la crisis? las que ya están aplicando los estados, medidas keynesianistas (más inteligentes o menos), de contención de impuestos, mantenimiento o expansión del gasto público de forma que mantenga alta la demanda y un moderado endeudamiento público. Calificar a Keynes de “izquierdista” en el sentido clásico de la palabra es osado, sus medidas se pueden aplicar por socialdemócratas o por conservadores (la diferencia radica en “donde y cómo aplicar el gasto”), y calificar las medidas como izquierdistas es algo complicado, pero con cierta mirada “gruesa” podríamos aceptarlo.

Pero, hay un problema, ICV-EUiA no defienden medidas keynesianistas, aún no sé muy bien que medidas económicas defienden, y a parte de proclamar políticas fiscales equilibradas (critican cualquier reducción puntual de impuestos porqué para ellos los ingresos han de igualar el gasto público) poco keynesianistas (el keynesianismo juega con endeudarse y luego achicar la deuda para poder ir a contraciclo) y unos impuestos redistributivos, no sé muy bien que políticas económicas distintas a las socialdemócratas pueden defender.

Lo que es evidente es que en el hipotético caso que el grupo de los verdes y los eurocomunistas pudieran condicionar claramente las políticas económicas de la Unión poco diferirían de las que impulsaría una socialdemocracia clásica. Porqué las alternativas no capitalistas hace tiempo que se han descartado.

Así que no sé muy bien que, en el fondo, quieren decir con “soluciones de izquierdas”. A parte que molan más que el resto por ser la izquierda verdadera, el lema, en el fondo dice poco.

Es una pena que ante candidatos tan buenos (al menos los que conozco como eurodiputados: Vidal-Quadras, Romeva, Maria Badia o Raimón Obiols) los partidos planteen tremendos errores de campaña, pero es así, a veces la inteligencia colectiva delegada a los equipos de campaña no se muestra más hábil que la inteligencia individual de los candidatos o activistas.

2 comentaris a “Estupidiario de campaña, o como los partidos se han saboteado a ellos mismos

  1. ¿Demasiado delegar responsabilidades ideológicas en diseñadores profesionales, bien pagados y bien enchufados, de campañas?

    No sé, como dijo Ionesco, algo falla en este mecanismo de relogería…

Deja un comentario